El enrocamiento de las patronales paraliza los avances en la negociación del convenio de Consultorías

Las expectativas de UGT de que hubiese un planteamiento de avance significativo y mejores propuestas en materia salarial y de jornada, se han visto truncadas en esta reunión de la mesa negociadora por la actitud intransigente de la patronal.

Ayer se celebró una nueva reunión de la Mesa Negociadora del Convenio de Consultorías y Tecnologías de la Información, en la que la patronal respondió a la propuesta completa de Convenio Colectivo que UGT y CCOO presentaron conjuntamente el pasado día 1 de este mes.

Las expectativas de UGT de que hubiese un planteamiento de avance significativo y mejores propuestas en materia salarial y de jornada, se han visto truncadas en esta reunión de la mesa negociadora por la actitud intransigente de la patronal.

La representación empresarial, haciendo un recorrido por aquellos temas matizados por ellos mismos, en las que las posturas de las partes podían ser más cercanas, nuevos permisos retribuidos y no retribuidos, mejora de acumulación en los días de lactancia, teletrabajo, nueva clasificación profesional, etc, pasaron inmediatamente a los temas en los que mantienen su inmovilismo con el el asunto de la jornada, en lo que siguen enrocados y planteando, de manera velada, que hasta que los sindicatos no avancen en aceptar de manera sustancial sus peticiones sobre los temas horario de servicio, flexibilidad horaria por razones del servicio, distribución irregular de la jornada, etc., no se van a mover en la cuestión salarial por encima de sus inaceptables 1,5% en 2017, 1% en 2018 y 1% en 2019

La patronal manifestó que tampoco aceptan actualizar los importes del Plus Convenio, de las dietas, del kilometraje y de la Bolsa de Estudios, ni que tampoco se van a mover de su propuesta inicial de reducción de la Jornada anual de sólo 4 horas, es decir, que se “petrifican” en su propuesta de reducir hasta las 1796 h.

A medida que la Patronal ha ido desgranando sus propuestas y conclusiones, la indignación de la UGT ha ido en aumento, ya que el sindicato entiende que la representación sindical ha hecho ya un gran esfuerzo para poder confluir hacia las propuestas de la Patronal, y entiende que ésta NO han hecho el mismo recorrido ni han correspondido al esfuerzo de la parte social.

A la patronal les parece poca renuncia que los sindicatos hayan aceptado, aunque a regañadientes, que no es posible incluir en este convenio regulación alguna sobre guardias, disponibilidades, intervenciones, turnos, nocturnidad, festivos, etc., que lo han hecho sólo porque miles de trabajadores necesitan urgentemente poder mejorar su poder adquisitivo, enormemente mermado desde 2010, y reclaman ya un incremento salarial.

En este sentido se considera que llegado a este punto en la Mesa de Negociación del Convenio, es el momento de plantear movilizaciones y de dar nuevo pasos, porque nada se consigue sin lucha, y porque este conveio no puede seguir estancado.

En las próximas semanas las organizaciones sindicales van a planificar un calendario de movilizaciones conjuntas, y se celebrarán asambleas informativas en los principales territorios. El verano ya está aquí, y también vamos a pensar en qué hacer a partir de Septiembre.